Londres sopesa sumarse a una acción militar contra el régimen de Bashar Al Asad

[vc_row el_class=»post-content»][vc_column][vc_column_text]

El gobierno británico estaba reunido este jueves para estudiar si se suma a una eventual respuesta militar contra el régimen sirio de Bashar Al Asad por su presunto ataque químico a una localidad rebelde, unas represalias que, según advirtió Moscú, tendrían «consecuencias».

El encuentro de Downing Street se inició a las 14H30 GMT y llega después de que la primera ministra Theresa May dijera que «todos los indicios» apuntan a la responsabilidad del gobierno sirio en el presunto ataque químico que dejó 40 muertos en Duma, una localidad rebelde que fue finalmente conquistada por el ejército sirio, según anunció este jueves su aliado ruso.

El presidente Donald Trump, que el miércoles hizo unas declaraciones que hicieron pensar en un ataque inminente, moderó el tono un día después: «nunca dije cuándo tendría lugar un ataque contra Siria. ¡Podría ser muy pronto o no tan pronto!».

En cualquier caso, tanto May como el presidente francés Emmanuel Macron coincidieron con Trump en que el presunto ataque de Duma no puede quedar impune.

«El uso de armas químicas no puede quedar sin respuesta», avisó May, mientras el presidente francés, Emmanuel Macron, tildaba de «línea roja» el uso de armas químicas y el estadounidense Donald Trump prometía «misiles» contra Al Asad.

También el secretario de Defensa de Estados Unidos, Jim Mattis, dijo que el uso de armas químicas en Siria es «sencillamente inexcusable».

Rusia, el gran aliado de Siria, avisó a Washington, París y Londres.

«Exhortamos a todos los miembros de la comunidad internacional a reflexionar seriamente sobre las consecuencias posibles de tales acusaciones, amenazas y acciones planificadas» contra el gobierno sirio, declaró la portavoz del ministerio ruso de Relaciones Exteriores, María Zajárova.

«Nadie ha otorgado el derecho a los dirigentes occidentales de atribuirse el rol de gendarmes del mundo, a la vez de investigador, fiscal, juez y verdugo», agregó la portavoz.

«Nuestra posición es muy clara y concreta: no queremos una escalada», aseguró. «Pero no soportaremos acusaciones falsas» añadió.

Dos grupos de expertos de la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) llegan a Siria este jueves y viernes para investigar las acusaciones de un ataque con gases tóxicos, dijo el embajador sirio ante la ONU, Bashar Jafari.

Poco después, la OPAQ precisó que sus expertos comenzarán el trabajo sobre el terreno el sábado.

– Contactos Rusia-EEUU –

El Kremlin, estrecho aliado del régimen de Damasco, también quiso tranquilizar y aseguró este jueves que el canal de comunicación entre militares rusos y estadounidenses sobre sus operaciones en Siria, destinado a evitar incidentes, seguía actualmente «activo».

Este canal, que consiste en particular en una línea telefónica especial, «se halla en un estado activo y la línea se utiliza de ambos lados», declaró a los periodistas el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

Esta conexión, cuya suspensión se anunció varias veces durante los períodos de tensión, tiene es clave para evitar los incidentes en el suelo y en el cielo sirio.

En este contexto, el presidente sirio advirtió el jueves contra cualquier acción occidental en Siria, que «desestabilizará aún más» la región.

«Cualquier acción solamente contribuirá a desestabilizar aún más la región», indicó Bashar Al Asad, al recibir en Damasco a Ali Akbar Velayati, consejero del Guía Supremo iraní, según indicaron las cuentas en redes sociales de la presidencia siria.

– Al Asad reconquista Guta Oriental –

Este jueves Rusia aseguró que la bandera del régimen sirio ondeaba en Duma, último bastión rebelde, lo que supone la conquista total de Guta Oriental, región al este de Damasco.

El grupo rebelde Yaish al Islam, que controlaba Duma, explicó que no le quedó otra opción que aceptar la evacuación tras el presunto ataque químico imputado al régimen.

«Evidentemente, es el ataque químico lo que nos impulsó a aceptar» partir, declaró a la AFP Yaser Delwan, jefe del buró político de este grupo, cuyos combatientes seguían abandonado este jueves Duma hacia zonas rebeldes en el norte del país.

burs-pop/gmo/me-al/acc

Fuente: AFP

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Te puede interesar