La UE cierra filas con Londres en el caso del exespía ruso envenenado

[vc_row el_class=»post-content»][vc_column][vc_column_text]

Los líderes europeos cerraron filas con Londres este jueves, al considerar «muy probable» que Moscú esté detrás del envenenamiento de un exespía ruso en suelo británico, un ataque que, según la primera ministra británica, «amenaza» a todo el bloque.

«El Consejo Europeo está de acuerdo con el gobierno de Reino Unido en que es muy probable que Rusia sea responsable del ataque» ocurrido en la ciudad inglesa de Salisbury «y que no hay otra explicación plausible», tuiteó su presidente, Donald Tusk, durante una cumbre europea.

La declaración de Tusk se produjo después de que la primera ministra británica, Theresa May, informara a sus 27 socios sobre los últimos avances en la investigación del envenenamiento que sufrió el pasado 4 de marzo Serguéi Skripal, un exagente ruso, y su hija Yulia, en Reino Unido.

May, que llegó a Bruselas con la intención de recabar un apoyo unánime de la UE, alertó sobre la «amenaza» que representa Rusia para todo el bloque. Este ataque «forma parte de un patrón de agresión rusa contra Europa y sus vecinos cercanos, desde los Balcanes occidentales hasta Oriente Medio», sostuvo.

La primera ministra de Reino Unido, país que también forma parte de la OTAN junto a la mayoría de países del bloque, predijo incluso que la amenaza continuará «en los próximos años», mucho después de que Reino Unido salga de la UE en 2019 tras el Brexit.

– Un ‘mensaje fuerte’ –

Tras una reunión tripartita con May, la canciller alemana Angela Merkel y el presidente francés Emmanuel Macron pidieron que la UE adopte un «mensaje fuerte» frente al ataque, considerado como el primer uso de un agente neurotóxico en las calles de Europa desde la Segunda Guerra Mundial.

Francia estaría dispuesta, si May lo desea, a ser más explícita en su apoyo a Reino Unido e incluso a adoptar eventuales medidas en coordinación con otros países europeos, indicó una fuente del Elíseo, sin precisar qué acciones podrían tomar.

Los líderes europeos expresan su apoyo a Londres en la declaración a 28, pero no hablan explícitamente de sanciones. Se limitan a señalar que «coordinarán las consecuencias que se desprendan de las respuestas aportadas por Rusia».

Algunos Estados, como Italia, Grecia o Austria, que no quieren tensar más la relación con Moscú, se muestran reticentes a adoptar una posición más firme.

«Debemos expresar nuestra solidaridad con Reino Unido, pero al mismo tiempo (…) debemos ser muy responsables en la gestión de este caso», declaró el primer ministro griego, Alexis Tsipras.

Los europeos tienen previsto abordar la relación con Rusia durante una reunión de cancilleres a mediados de abril en Luxemburgo.

Para entonces, podrían contar con los resultados obtenidos del análisis de la sangre de Skripal y su hija, actualmente en estado crítico. Un juez británico autorizó este jueves su extracción para su análisis por los expertos en armas químicas.

– Escalada de tensiones –

Este ataque ha provocado una escalada de tensiones entre Londres y Moscú, que procedieron cada uno a la expulsión de 23 diplomáticos y están inmersos en una agria guerra de declaraciones.

El último episodio lo protagonizó el ministro británico de Relaciones Exteriores, Boris Johnson, quien comparó el Mundial de Rusia-2018 con los Juegos Olímpicos de Berlín-1936 bajo Adolf Hitler, una comparación que Rusia tachó de «asquerosa».

Los hinchas ingleses estarán «seguros» en Rusia pese a la crisis latente entre Londres y Moscú, dijo por su parte el embajador ruso en Londres, Alexander Yakovenko, en un intento por calmar los ánimos.

Mientras tanto, en Moscú, el presidente Vladimir Putin reunió el jueves a su consejo de seguridad en el que se abordó «la política inamistosa y provocadora de Reino Unido hacia Rusia», según un comunicado del Kremlin.

Rusia, que ya es blanco de sanciones económicas por su implicación en el conflicto en Ucrania, niega estar implicada en el envenenamiento y llegó a insinuar que el ataque fue una «puesta en escena» de las autoridades británicas.

En otro tema, los mandatarios europeos esperaban el jueves la confirmación del presidente estadounidense, Donald Trump, de que los exonera de sus pesados aranceles siderúrgicos, como avanzó este jueves su representante de Comercio, Robert Lighthizer.

El viernes, ya sin May, se abordará la futura relación, incluida comercial, con Reino Unido tras el Brexit, previsto el 29 de marzo de 2019.

Fuente: AFP

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Te puede interesar