Israel podría ser responsable del ataque con misiles contra combatientes iraníes en Siria

[vc_row el_class=»post-content»][vc_column][vc_column_text]

Al menos 26 combatientes prosirios, en su mayoría iraníes, murieron el domingo en un ataque con misiles contra una base militar siria, anunció este lunes el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), que sospecha que se trata de un ataque israelí.

Los bombardeos, «probablemente israelíes» contra la Brigada 47, una base militar en la provincia central de Hama, mataron 26 combatientes progubernamentales, precisó el OSDH.

En la noche del domingo, los medios de comunicación estatales habían informado de una «nueva agresión» con «misiles enemigos» contra «posiciones militares en las provincias de Hama y Alepo».

«Al menos 26 combatientes murieron, entre ellos cuatro sirios. Los otros son combatientes extranjeros, en su mayoría iraníes», dijo a la AFP el director del OSDH, Rami Abdel Rahman.

«Por el tipo de objetivo, se trata probablemente de bombardeos israelíes», precisó Rahman.

Tanto en el aeropuerto militar de la provincia de Alepo (norte) como en la Brigada 47, los bombardeos apuntaron contra «depósitos de misiles tierra-tierra», agregó.

En Israel, el ministro de Transportes, Yisrael Katz, responsable de los servicios de inteligencia, dijo a la radio militar israelí «que no estaba al corriente del asunto».

«Israel no permitirá la apertura de un frente norte en Siria», advirtió Katz, que integra el gabinete de seguridad israelí. Israel no confirma, salvo excepciones, sus operaciones militares en Siria.

Desde el comienzo de la guerra en Siria en 2011, Israel realizó numerosos ataques aéreos contra objetivos en el país, especialmente contra Hezbolá.

– «Combate directo» –

Israel y Siria están oficialmente en estado de guerra y sus relaciones han sido especialmente tensas en los últimos años, ya que tres enemigos de Israel actúan en el conflicto sirio: el propio régimen de Damasco, Irán y el Hezbolá libanés proiraní.

Sin hacer mención explícita a los disparos nocturnos, Al Asad estimó este lunes que «los países hostiles» a Siria pasaron «a la fase de la agresión directa», dijo al recibir en Damasco a una delegación iraní presidida por un alto resposable del Parlamento, Allaeddin Borujerdi.

Al Asad criticó «la escalada de agresiones», que lo único que hace es «reforzar la determinación de los sirios a luchar contra el terrorismo y preservar la soberanía» del país.

En abril, el ministro de Defensa israelí, Avigdor Lieberman, había dicho que su país «no permitiría ninguna implantación iraní en Siria».

El 9 de abril, Siria e Irán acusaron a Israel de haber atacado la base militar aérea T4, en la provincia central de Homs, causando la muerte de 14 combatientes, entre ellos siete iraníes.

En febrero, Israel atacó ese mismo aeródromo diciendo que era una base militar iraní en territorio sirio.

El ataque contra la base siria coincidió por otra parte con la visita del secretario de estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, a Israel, en el marco de una gira por Oriente Medio, durante la cual formuló duras críticas contra Irán.

– «Dominar a Oriente Medio» –

El domingo, el nuevo jefe de la diplomacia estadounidense Mike Pompeo reiteró la línea dura de Estados Unidos frente a Irán, asegurando que «la ambición de Irán sigue siendo dominar a Oriente Medio». «Acusaciones absurdas y sin fundamento», respondió el ministerio de Relaciones exteriores iraní.

Sin el compromiso de Irán o el apoyo de Rusia el régimen sirio no habría sido capaz de incrementar sus victorias frente a los rebeldes y los yihadistas, hasta reconquistar más de la mitad del territorio.

Por otro lado, seguían el lunes los preparativos para las evacuaciones de combatientes en el campamento palestino de Yarmuk, último reducto del grupo Estado islámico (EI) en la periferia sur de Damasco.

Sin embargo, los yihadistas del EI no están involucrados en el acuerdo, que incluye principalmente a otras facciones yihadistas e islamistas, según la OSDH.

El acuerdo que entra en vigor este lunes, prevé el traslado de combatientes hacia la provincia de Idlib, en el noroeste sirio, según la agencia de prensa oficial Sana.

Esta región está dominada por los yihadistas de Hayat Tahrir al Sham, organización formada alrededor del ex brazo de Al Qaida y rival del EI.

A cambio, los insurgentes en la provincia de Idlib autorizarán la evacuación, en dos etapas, de unas 5.000 personas de las localidades chiitas prorrégimen rodeadas por ellos, Kefraya y Fua.

Fuente: AFP

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Te puede interesar